Denuncian e inician proceso a Gobernador interino de Pando por despidos irregulares

El gobernador interino de Pando, Wilson Quiñones, comparecerá la tarde de este viernes ante un tribunal por un amparo constitucional presentado en su contra, interpuesto por los presuntos despidos irregulares de Secretarios  y jefes de unidades. Quiñones, quien también es candidato por el MAS a la Alcaldía de Nueva Esperanza, afirmó que se presentará para asumir su defensa.

“Quiñones fue elegido por la Asamblea Legislativa Departamental (ALD) de Pando como gobernador interino el 27 de enero, ante la baja médica de la titular, Paola Terrazas Justiniano, internada con Covid-19 en la ciudad de Río Branco, capital del Estado vecino del Acre, en Brasil, y al día siguiente procede a destituir a secretarios y directores que cumplen funciones clave y son de confianza de la gobernadora titular, que no fue alejada del cargo y tiene baja médica”, denunció a el asesor general del despacho de la Gobernación de Pando, Carlos  Ortega.

El funcionario explicó que esos despidos paralizaron la administración de la Gobernación, ya que sólo la aprobación de una firma de unos de esos servidores demora 20 días, es decir, más de las dos semanas de interinato que Quiñones debe permanecer en el cargo.

“Que un interino venga y en menos de una semana despida a todo el personal de confianza de la titular carece de todo sentido común”, sostuvo Ortega.

Por su parte Quiñones confirmó que había destituido a los funcionarios y señaló que lo hizo por considerar que, aunque por pocos días, debía rodearse de personal de confianza.

Declaró que fueron removidos de sus cargos los secretarios departamentales de Coordinación General, Jurídica, Administrativo y Financiero, de Medio Ambiente y Tierra, el jefe de Recursos Humanos y el director departamental de Desarrollo Productivo.

El amparo judicial, por el cual se realizará este viernes la audiencia, fue presentado por el exsecretario general y la exdirectora jurídica, quienes piden la inmediata restitución en sus puestos. El caso podría derivar en un proceso penal contra Quiñones.

“La baja médica (de la Gobernadora Terrazas) era por 14 días, pero seguro ella se va tardar más (en regresar al cargo), en ese sentido traté de colocar a personas de confianza, debido a que son designaciones de libre nombramiento, no creo que haya hecho nada ilegal (…). Nos han presentado una denuncia y estaré presente para asumir mi defensa”, afirmó Quiñones, quien anunció que permanecerá en el cargo hasta el cambio de gestión.

En medio de la pandemia por el coronavirus, la crisis de la Gobernación se profundizó el jueves, debido a que los asambleístas, en su mayoría del MAS, determinaron suspender por 60 días a la gobernadora Terrazas.

Asumieron esa postura ante la propuesta del asambleísta Osmar Aradiez (MAS), quien dijo que la primera autoridad departamental no solicitó permiso para hacer su tratamiento en la ciudad de Río Branco, en territorio brasileño.

“Soy del oficialismo, pero no voy a ser cómplice tampoco de ninguna situación que no esté basada en el aspecto legal, en nuestros criterios basados en nuestro estatuto, ya que claramente la pérdida de mandato, establece la Constitución en su artículo 170, conlleva a renuncia y muerte”, declaró el asambleísta del MAS, Óscar Camacho.

Ortega afirmó que grupos del MAS están en pugna y pretenden controlar la Gobernación con el fin de minimizar los hechos de corrupción de la anterior gestión.

Compartir