Capturan al hijo del Chapo Guzmán en México

descargaEl titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana de México, Alfonso Durazo, confirmó anoche la captura de Ovidio Guzmán López, hijo del narcotraficante Joaquín “el Chapo” Guzmán Loera, en la ciudad mexicana de Culiacán.

Ovidio Guzmán fue capturado con otras tres personas en una casa del fraccionamiento Tres ríos de Culiacán, por una patrulla de 30 miembros de la Guardia Nacional y la Secretaría de la Defensa Nacional.

Durazo, al frente del Gabinete de Seguridad del Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, detalló que Ovidio Guzmán fue capturado a las 15.30 hora local (16.30 hora boliviana) por una patrulla, que hacía un recorrido de rutina cuando fueron agredidos desde una vivienda.

El ataque provino del interior de una casa y la unidad de la Guardia Nacional “repelió la agresión y tomó control de la vivienda localizando en su interior a cuatro ocupantes. Se identificó a uno de ellos como Ovidio Guzmán López”, también conocido como Iván, prosiguió Durazo.

Esa acción, relató Durazo, “generó que varios grupos de la delincuencia organizada rodearan la vivienda con una fuerza mayor a la patrulla”, lo que desató un enfrentamiento.

“Así mismo otros grupos realizaron acciones violentas en contra de la ciudadanía en varios puntos de la ciudad generando una situación de pánico”, concluyó.

En la refriega, un número indeterminado de policías resultaron heridos, y un grupo de reos, tampoco contabilizados aún, se fugaron del penal de Culiacán de Aguaruto, de acuerdo con fuentes anónimas del gobierno de Sinaloa.

Los primeros enfrentamientos ocurrieron en el barrio conocido como Tres Ríos, donde se encuentran las instalaciones de la Fiscalía del estado de Sinaloa. Allí hombres encapuchados y armados bloquearon calles y ordenaron a conductores a que abandonaran sus automóviles.

Imágenes de tráileres incendiados y hombres fuertemente armados que circulaban en camiones de carga fueron captadas por un periodista de la AFP.

Ovidio, también conocido como Iván, junto con su hermano Alfredo, habrían asumido el liderazgo de una parte del cártel de Sinaloa, desde la extradición de su padre a Estados Unidos en enero de 2017.

Llamado a la calma

El gobierno de Sinaloa instó a la población a “no salir a las calles y estar muy pendientes de avisos oficiales sobre la evolución de estos acontecimientos”.

En la refriega, que inició hacia las 16h00 (21h00 GMT), un número indeterminado de policías resultaron heridos, y un grupo de reos, tampoco contabilizados aún, se fugaron del penal de Culiacán de Aguaruto, de acuerdo con fuentes anónimas del gobierno de Sinaloa. Esta información no fue mencionada por Durazo en su comunicado.

Las balaceras se extendieron por horas en otros puntos de la ciudad. Las imágenes de las televisoras mostraban uno de los convoyes del Ejército y de la policía que avanzaba lentamente por una avenida mientras decenas de uniformados lo custodiaban caminando.

En otras de las escenas se observa a civiles tendidos en el piso accionando armas largas y bazucas transportadas en cajas de camionetas.

El poderoso cártel de Sinaloa está fragmentado entre los hijos del Chapo, sentenciado a cadena perpetua en Estados Unidos, e Ismael “El Mayo” Zambada, otrora socio del encarcelado capo.

Guzmán, que llegó a ser considerado el narcotraficante más poderoso del mundo, se fugó en enero de 2001 de la cárcel de Puente Grande en el primero de sus escapes.

Fue recapturado en febrero de 2014, pero 17 meses después protagonizó otra espectacular huida de un penal de máxima seguridad.

El Chapo fue detenido por tercera vez en enero de 2016 y un año después fue extraditado a Estados Unidos.

Ovidio y su hermano Alfredo fueron atacados el 15 de agosto del 2016, cuando “Los Chapitos” estaban en un el restaurante de Puerto Vallarta, Jalisco. Las autoridades atribuyeron el ataque al Cártel Jalisco Nueva Generación, un grupo rival.

Compartir