El Gobierno de Maduro detiene al jefe de gabinete de Guaidó y lo acusa de terrorismo

asesor guaidoEfectivos del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) de Venezuela detuvieron al diputado Roberto Marrero, director del despacho de Juan Guaidó, presidente del Parlamento y autoproclamado mandatario encargado del país. Horas después, el ministro de Interior, Justicia y Paz confirmó la detención y lo acusó de formar parte de una célula terrorista.

Guaidó calificó la detención como un “secuestro vil y vulgar”  y exigió su liberación de inmediato, añadió que la captura de Marrero es “una torpeza” y “una afrenta” a la misión técnica de Naciones Unidas y al Grupo de Contacto de la Unión Europea que se encuentra en el país.

“Es un régimen que no tiene ningún tipo de escrúpulos, lo que tenemos certeza en este momento es que está secuestrado el jefe del gabinete para lograr lo que no han logrado durante años tratar de intimidarnos”, dijo en rueda de prensa tras una entrega de ayuda a una organización caritativa en Caracas. Advirtió que “no nos van a sacar del camino que hemos trazado para Venezuela” y lamentó que “el secuestro de gente cercana no es nuevo para nosotros”.

“Maduro o no se atreve a encarcelarme o no manda y le rompieron la cadena de mando, pasaron sobre él y secuestraron a Roberto Marrero”, aseveró. Y en un claro desafió agregó “¿quieres venir por mí? Dale”.

Marrero, considerado mano derecha de Guaidó. Al momento de su captura, pidió al pueblo no detenerse en la lucha y cuidar a Guaidó. “Cuiden al presidente y que sea lo que Dios quiera”, expresó. Además, denunció que, en el procedimiento llevado por el Tribunal Primero de Terrorismo le fueron “sembrados dos fusiles y una granada”.

Denuncia por terrorismo

“La información recabada condujo a la detención del ciudadano Roberto Eugenio Marrero Borjas, de 49 años de edad, quien es el responsable directo de la organización de estos grupos criminales y a quien se le incautó un lote de armas de guerra y dinero efectivo en divisas extranjeras durante un allanamiento realizado en su residencia”, informó el ministro Néstor Reverol a través del canal estatal Venezolana de Televisión.

Además, señaló que Marrero lideraba una “célula terrorista” que tenía como objetivo asesinar a líderes políticos, militares, magistrados y efectuar actos de sabotaje a los servicios públicos.

“Nuestros servicios de inteligencia han desmantelado una vez más una célula terrorista que planificaba realizar un conjunto de ataques selectivos y para ello habrían contratado mercenarios colombianos y centroamericanos para atentar contra la vida de líderes políticos, magistrados del Tribunal Supremo de Justicia y efectuar actos de sabotaje”, expresó.

El ministro agregó que Marrero fue detenido junto al ciudadano Luis Páez Salazar de 34 años, quien supuestamente era su escolta. Reverol sostuvo que todos los integrantes de la organización fueron plenamente identificados y añadió que los organismos de inteligencia están tras su captura.

La reacción internacional

Varios países que integran el Grupo de Lima condenaron el arresto de Marrero y responsabilizaron al Gobierno venezolano por su seguridad.

“Los gobiernos de Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Guyana, Honduras, Panamá, Paraguay, Perú y Santa Lucía, integrantes del Grupo de Lima, rechazan y condenan enérgicamente la detención ilegal del señor Roberto Marrero y el allanamiento inaceptable de la residencia del diputado Sergio Vergara”, dijo el grupo en un comunicado.

El ministerio público aseguró que la detención de Marrero se realizó en presencia de fiscales de ese organismo, y que será presentado en audiencia según establece la legislación del país caribeño para su imputación.