Diputados aprueban el Proyecto de Ley de Libertad Religiosa

diputados aprueban ley de iglesiasLa Cámara de Diputados aprobó en grande y en detalle el Proyecto de Ley de Libertad Religiosa, Organizaciones Religiosas y Creencias Espirituales, que enfatiza en que las iglesias son organizaciones sin fines de lucro personal; según el oficialismo, no se trata de un mecanismo de fiscalización y garantiza la libertad en el manejo de los recursos económicos.

El presidente de la Cámara de Diputados, Víctor Borda, aseguró que este proyecto fue propuesto por el gobierno para “establecer una normatividad jurídica y un proceso administrativo para establecer derechos y garantías de estas personas colectivas, esta ley no le dice a la iglesia que va a predicar de una u otra manera”, remarcó.

Según Borda las organizaciones religiosas no pueden conseguir su personería jurídica porque la actual Ley 351 de Otorgación de Personalidades Jurídicas para instituciones sin fines de lucro, exigen muchos requisitos que no pueden cumplir. De acuerdo a este proyecto de ley, el Ministerio de Relaciones Exteriores entregará la personería jurídica mediante Resolución Suprema.

“En la ley 351 se da un plazo de dos años para la obtención de personería jurídica que no ha sido cumplido, porque tenemos un informe que señala que existen 380 organizaciones religiosas que actualmente solicitaron sus personerías jurídicas, de estas ni una ha sido concedida por la Cancillería, porque tienen que cumplir ciertos requisitos que las organizaciones religiosas no cumplen”, sostuvo.

El proyecto de ley indica que las organizaciones religiosas serán reconocidas como personas jurídicas sin fines de lucro, podrán recibir aportes voluntarios en dinero o en especie siempre y cuando estos recursos provengan de actividades lícitas, Borda subrayó que no serán fiscalizados.

Borda subrayó que el Proyecto de Ley no pretende regular las creencias religiosas, sino regular los proceso administrativos de su funcionamiento.

 “Lo que hace esta ley es establecer una normatividad jurídica y un proceso administrativo para establecer derechos y garantías de estas personas colectivas, esta ley no le dice a la iglesia que va a predicar de una u otra manera”, precisó.